Día Internacional de la mujer

Día de la mujerEn este día tan característico, nacido de una desgracia, cada año, el 8 de marzo «se conmemora» el Día Internacional de la Mujer.

No es casualidad que cuando mencionemos “feminismo” se asocie a «mujeres que odian hombres» o peor aún a «femi-nazis» haciendo apología a que determinado colectivo va ligado a una ideología tan extrema como el nazismo.

Realmente, el grupo “original” que, casualmente solo integraba mujeres, no pedía más que igualdad independientemente del sexo biológico.

El término “feminismo”, fue dado por la sociedad de la época a dicho grupo que luego derivó en lo que hoy se piensa. Dicha derivación viene de quiénes NO pretenden ir detrás de la igualdad, sino únicamente buscan perseguir alcanzar su propio éxito, un egoísmo propio de una élite determinada…

Dixi.

Anuncios

Viralización de «The dress». ¿Casualidad o no?

Qué  es TheDress¿Es que únicamente solo soy yo? ¿Es que la gente está demasiado en su onda? ¿Es que voy de guay diciendo que eso es too mainstream para mí? Pues no, no sé, me quedan dudas y me pone rebelde. Si de algo estoy completamente segura es que meramente una cuestión de inminente «casualidad» de que esto suceda, no es, al contrario. Esto no es porque sí.

¿Quién o qué hace que se viralice contenido web en Internet?

¿Quién o qué hace que todo cuánto conocemos así sea? Independientemente de si el contenido web está en las redes o no, ¿por qué se viraliza en tiempo absoluta e increíblemente récord, una simple imagen publicada en Tumblr, a la que se atribuye la siguiente pregunta por la internauta que lo publica: «¿de qué color es el vestido?, […] ayudadme a decidir, por favor.»?

Eso ha generado un sinfín de preguntas y debate acerca de la «verdad» sobre el asunto. Solo hay que darse un paseo por las redes sociales para comprobar que pese a que han pasado las suficientes horas como para dejar que el Trending Topic (TT) se vaya desmoronando, los internautas continúan debatiendo acerca de cuál es la verdad verdadera más verde que verdadera acerca de la famosa prenda.

El misterioso vestido que atrapa las redes sociales

No pude evitar verlo en las tendencias sociales, sino que además me sorprende que allegados (que no son críos, vamos) estén también en el asunto viral. ¿Qué es lo que lleva a esto? Simplemente hablar «de lo que se habla» porque sí yendo más allá del gusto personal sobre si ese tema es lo suficientemente tonto o qué.

¿Qué lleva a participar? Dejarlo al fin y al cabo en una simple broma que casualmente se hizo viral, así como también se han hecho virales millones y millones de contenidos web sin sentido alguno que solo invitan a la risa o más bien mueca fácil en la mayoría de los casos. ¿Cómo es que no existe quién lo cuestione? ¿O que simplemente investigue el por qué justo ahora, en este preciso instante se está hablando de esta tontería en lugar de hablar de esto otro, que, seguramente sea más relevante? No, no es casualidad.

Casualidades, ninguna. ¡Marketing bien hecho!

Al parecer el eje de la cuestión resultó ser nada más y nada menos que la propia marca del dichoso vestido quien reveló el misterio de #TheDress pocas horas después. Al fin de cuentas, una buena manera efectiva de conseguir ser TT en la red social del pajarito azul que comenzó desde otra red, cosa no menos destacable.

¿Casualidad que la internauta haya formulado la pregunta? ¿Casualidad que la llamada a la acción haya surgido de una cuenta en la que se tenía un considerable número de seguidores tumblereros? Sin lugar a dudas, lo han conseguido. Convertirse en TT no es fácil. El sueño es de muchos, pero la realidad es que solamente tocan esa efímera gloria, los que de verdad, logran ser más creativos.